¿Cómo tomar decisiones acertadas? (Santiago 1:5)


“Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada.”.
Santiago 1:5

INTRODUCCIÓN


            “Arrepentidos”, fue el nombre de una famosa serie que la cadena de televisión en español Nat-Geo Mundo estreno en el 2014 donde sacaban historias de personas que estaban arrepentidas de las decisiones que habían tomado. Como estas, muchas personas hoy viven arrepentidas por las decisiones que tomaron en el pasado sufriendo las duras consecuencias de las mismas. Sin embargo, la pregunta es ¿cómo podemos tomar las decisiones que nos lleven a grandes victorias?  El deseo de Dios es que tomemos en cuenta su consejo y en la Biblia podemos encontrar al menos 8 pruebas que determinan si nuestras decisiones son las más acertadas.

que-decision-tomo
¿Qué decisión tomo?

            Veámoslas una a una.

I. LA PRUEBA DE LA ESCRITURA


“Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia,  a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra”.
2 Timoteo 3:16-17
           
            ¿Dice Dios algo sobre esto en su Palabra?


II. PRUEBA DE LA APROBACIÓN


“La integridad de los rectos los encaminará; pero destruirá a los pecadores la perversidad de ellos”.
Proverbios 11:3

            ¿Me avergonzaría que otros supieran cuál fue mi decisión?

III. PRUEBA DEL EJEMPLO


“Ninguno tenga en poco tu juventud, sino sé ejemplo de los creyentes en palabra, conducta, amor, espíritu, fe y pureza”.
1 Timoteo 4:12

            ¿Qué pasaría si otros siguieran mi ejemplo? ¿Es un buen ejemplo o un mal ejemplo aquello que decido?

IV. PRUEBA DE LA PRESIÓN


“Pues, ¿busco ahora el favor de los hombres, o el de Dios? ¿O trato de agradar a los hombres? Pues si todavía agradara a los hombres, no sería siervo de Cristo”.
Gálatas 1:10

            ¿Me dejo guiar por la presión externa, presión de grupo, presión de mi esposa, hijos, amigos, situación económica o permito que me guíe el Espíritu por la Palabra de Dios?


V. PRUEBA DE LA PAZ


“Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús”.
Filipenses 4:6-7

            ¿He orado por largo tiempo y siento paz en esta decisión?

VI. PRUEBA DE LA SANTIDAD


“Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios”.
2 Corintios 7:1
            ¿Me impedirá esta decisión crecer, dar testimonio, dejar de servirle, o me impide ser santo y semejante a Cristo?

VII.  PRUEBA SUPREMA


“Si, pues, coméis o bebéis, o hacéis otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios”.
1 Corintios 10:31

            ¿Glorifica mi decisión a Dios?

CONCLUSIÓN


            Solamente asegurándonos de que Dios respalda nuestras decisiones podemos llegar a tener éxito en nuestra vida, por tanto, asegurémonos de tomar las decisiones mas acertadas en nuestra vida.
“Porque en otro tiempo erais tinieblas, mas ahora sois luz en el Señor; andad como hijos de luz… comprobando lo que es agradable al Señor”.

Efesios 5:8, 10

Share on Google Plus

About Walter Cuadra

0 Comments:

Publicar un comentario